martes, 15 de junio de 2010

PURÉ DE CALABACÍN PARA BEBÉS



Como ya he explicado en la entrada anterior, como ahora Lola puede comer maá variedad de proteínas y come y cena verdura, en vez de tener 4 purés distintos congelados o cocinar a diario, lo que hago es hacer un par de purés que sean solamente de verdura y añadir la carne, el pescado o el huevo a parte.

Con estas cantidades salió para llenar 6 tuppers de 250 gr.


INGREDIENTES

- 250 gr de puerro

- 500 gr de patatas

- 650 gr de calabacín

- 1 vaso de agua

- aceite de oliva virgen extra


PREPARACIÓN Con thermomix:

Se pelan las patatas, se cortan en varios trozos y lo echamos en la thermomix. Le quitamos las raíces y las hojas verdes al puerro, lo lavamos muy bien y lo añadimos con las otras verduras. A los calabacines les quitaremos las los puntas y sin pelarlos, lo lavaremos bien y también lo metemos en el baso, troceado.

Añadimos el vaso de agua y programamos 30 minutos, temperatura varoma, velocidad 2.

Si os queda el vaso muy lleno como me pasó a mi, podéis triturar unos segundos en vel. 5-6-7 antes de programar la TH.

Cuando haya pasado el tiempo, echaremos un par de cucharadas soperas de un buen aceite de oliva virgen extra y trituraremos al menos 1 minuto en velocidad 8.


PREPARACIÓN Sin thermomix:

Se pelan las patatas, se cortan en varios trozos y lo echamos en la olla. Le quitamos las raíces y las hojas verdes al puerro, lo lavamos muy bien y lo añadimos con las otras verduras. Al calabacín le quitaremos las los puntas y sin pelarlo, lo lavaremos bien y también lo metemos en la olla.

Echamos el agua y encendemos el fuego al máximo durante 30 minutos.

Cuando haya pasado el tiempo, sin escurrir las verduras añadiremos un par de cucharadas soperas de un buen aceite de oliva virgen extra y lo trituraremos todo con una batidora, hasta que quede un puré muy fino y sin grumos.


NOTAS

A partir de los 9 meses, me dijo la pediatra que podía echar un poquito de sal en las comidas.

Podéis congelar el puré una vez esté completamente frío, solamente lo tendréis que dejar descongelar a temperatura ambiente y pasarle unos segundos la batidora, por que con la congelación el agua tiende a separarse del sólido. Para calentarlo, unos segundos en el microondas y vuestros pequeños tendrán la comida lista.


La cena de hoy: Puré de calabacín con yema de huevo rallada.



1 comentarios:

surfzone dijo...

Cuchara de Ikea ;-P