domingo, 13 de enero de 2008

LASAÑA DE PASTA FRESCA INTEGRAL CON RELLENO DE CARNE Y VERDURAS Y BECHAMEL DE PIMIENTOS

La dieta que sigo me permite comer pasta pero solo integral y en pocas cantidades. En los supermercados no vendes placas de lasaña integrales, así que con mi maquinita de hacer pasta me hice las placas y luego una buena lasaña cargadita de verduras.

INGREDIENTES

- placas de lasaña integrales (la receta)

- 1/4 kg de carne picada

- 1 calabacín grande

- 1 cebolla

- 2 zanahorias

- bechamel de pimientos (la receta)

- aceite

- sal

- pimienta


PREPARACIÓN

Lo primero de todo es hacer el relleno de la lasaña.

Yo trituré en la thermomix las verduras, añadí la carne el aceite, la sal y la pimienta y lo cocí durante aproximadamente unos 30 minutos.

Si no tienes la thermomix, simplemente tienes que hacer un sofrito en una sartén, primero con la cebolla, después la zanahoria y el calabacín y más tarde la carne. Se salpimentar todo y cuando esté listo se reserva hasta la hora de montar la lasaña.



Yo hice las placas de pasta de manera casera y con la maquina de hacer pasta que me traje de Sicilia, aquí tenéis la receta y el paso a paso completo.



Pero si no tenéis la maquina pues podéis seguir la receta de la masa y luego estirarla con la ayuda de un rodillo todo lo que podáis, que os quede lo mas fina posible.

Se corta con un cuchillo en forma de rectángulos y ya está.



La pasta fresca se cuece en muy poco tiempo, en un par de minutos estará lista. Si os parece que está dura no os preocupéis, pensad que luego metemos la lasaña en el horno un rato y se acaba de cocinar.

Cuando la saquéis de la olla, tenéis que ir extendiendo las laminas sobre un trapo limpio para que absorba el agua y no se peguen entre ellas.



Ya podemos empezar a montar la lasaña. Haciendo una capa de pasta, otra de relleno, otra de pasta, otra de relleno... y así hasta que se acaben los ingredientes.



En el relleno de la última capa puse unas lonchas de queso tipo tranchete que luego resultó ser un toque buenísimo a la hora de comer la lasaña.



Cubrimos con la última capa de pasta y lo regamos todo con una bechamel lo máximo de ligera posible. Yo hice una bechamel con pimientos verdes que le dio un sabor muy bueno al plato.
Aquí teneis un paso a paso de la bechamel.



Una vista lateral de la lasaña...



Cubrimos con queso rallado y la metemos a gratinar en la posición media del horno, precalentado a 200º. Cuando el queso esté dorado estará lista para hincarle el diente.


11 comentarios:

OLGUIS dijo...

Hola Raquel:
Que pinta tan buena tiene la lasagna a mi me fascina un dia de estos me animare.
Saludos
olga

Andreita dijo...

LOL!!!!!!!!!ojalá fueses mi madre!!!!!!vaya pinta mas buena que tiene todo!!!!!felicidades por cocinar tan bien!!!ya me encanta la pinta que tiene todo, prefiero no imaginarme como tiene que saber....

Raquel (Salipebre) dijo...

Plga guapa, gracias por tus palabras ;)

Raquel (Salipebre) dijo...

Andreita sagerááá, como voy a ser tu madre si no tengo ni 30 años, jajaja, pero una primi si que puedo ser si quieres, mira que mis primos están locos por mis tartas, jajaja

Besotes guapa!

Moon dijo...

Hola Raquel!!!

Me encanta tu blog , FELICIDADES !!!

La verdad es que todo tiene una pinta increible.
Me gustaria hacerte un par de preguntillas , yo tb soy de Girona y me gustaria saber donde compraste la maquina para estirar y cortar la pasta .Veo que la tuya es una Atlas y yo en Coll he visto la Imperia, vale la pena¿?

Y una segunda preguntilla , que Thermomix tienes¿? Yo tengo el modelo antiguo la TH21 creo que se llama ( es para ver las velocidades de tus recetas)

Muchas gracias

A10

http://mooncocina.blogspot.com

Raquel dijo...

¡¡Hola Moon!!

¡¡Que guay, otra de Girona ;)!!

La thermomix que tengo es la nueva la 31, pero las dos se parecen mucho, si tienes cualquier duda con las recetas no tienes mas que preguntar.

Tema maquina de pasta... yo me la compré en Sicilia el mes de nociembre pasado y me costó unos 24 €, aquí están carísimas...

Las que tiene en casa Coll son muy buenas, pero carísimas, todo depende de si te quieres dar el capricho o no... por que es un aparato que se usa poco.

Lo que si te puedo decir es que he visto unas maquinas de pasta de la Marca Atlas en unos chinos, a 15 €.
La tienda está al final de la calle Oviedo, casi llegando a los Laurens, es una tienda muy grande que hay justo al lado de la gasolinera. A mi me parecieron buenas, se parecen mucho a la mía.

O eso, o te coges un ryanair a Italia y te la compras allí ;)

Moon dijo...

Hola Raquel

Gracias por la información , esta tarde hacia los chinos ( la verdad es que entre una vez y no vi nada interesante , tendre que mirar detenidamente).

Ya te contaré...

http://mooncocina.blogspot.com

maica dijo...

Permitid mi intromisión soy nueva en el blog. Yo me compré la maquina Atlas hace dos meses, claro que en barcelona. Fui a una ferreteria y alli estaba, me costó unos 45 € y luego la vi en unos chinos a 2o euros, era Atlas. Y en otros chinos la vi, la misma pero sin marca a 17€. Creo que es cuestión de ir mirando a ver donde esta mejor de precio. yo no esperé porque vi a Arguiñano haciendo una receta de pasta y me pareció tan fácil que ese mismo dia me la compré y desde ese dia cada semana hago pasta una o dos veces y mi family esta encantada, además cada vez la hago distinta: raviolis, tortellini, orechiete,tagliatelle, espaguetti, lasagna etc; además disfruto como una enana haciendo la pasta. Un saludo a todos

Silvia dijo...

Estoy descubriendo tu blog.
Me encanta. Yo también tengo la thermomix pero me da la impresión que no la uso demasiado. No soy muy imaginativa, así que creo que me van a ayudar mucho tus recetitas.

Gracias

Raquel dijo...

Silvia, querer es poder...

La thermomix dá muchas opciones pero cierto es que hay que ir trasteando con ella, por que yo al principio de tenerla era incapaz de salirme de las intrucciones de los libros, y ahora voy haciendo mis pinitos.

Para cualquier cosa que necesites aquí me tienes.

Saludos,

Raquel

Raquel dijo...

Maica debes de ser una experta enpasta si cada semana la hacer!!!

La verdad es que es un lujo comer pasta casera... no tiene nada que ver con la pasta que se come por ahí...

Besos,

Raquel