viernes, 16 de febrero de 2007

TORTILLA DE PATATAS



INGREDIENTES

- 4 patatas medianas

- 1 cebolla (opcional)

- 6 huevos

- aceite

- sal

PREPARACIÓN

Pela las patatas y lávalas bien. Córtalas en rodajitas más bien finas.

Haz lo mismo con la cebolla.

Fríe las patatas en una freidora o en una sartén grande con bastante aceite a fuego fuerte vigilando que no se quemen ni se peguen.

En otra sartén más pequeña y con mucho menos aceite freímos la cebolla.

En un bol bate bien los huevos y añade un pellizco de sal.

Cuando las patatas y la cebolla estén fritas las vas sacando de la sartén y escurriendo, para ello las dejas unos minutos en un plato con papel de cocina.

Ahora mezcla las patatas y la cebolla previamente saladas con el huevo en el bol.

Vacía la sartén donde has frito las patas con cuidado de no quemarte y déjala en el fuego esta vez a media potencia.

Cuando esté caliente de nuevo la sartén echa la mezcla y espera unos 5 minutos a medio fuego a que se haga por un lado.

Coge un plato mas grande que la sartén, lo pones encima y con fuerza sujetando bien da la vuelta a la sartén sin separar el plato.

Vuelve a poner la sartén al fuego, echa unan gotas de aceite y cuando vuelva a estar caliente incorpora la tortilla ahora por el otro lado.

Con una cuchara de palo redondea los bodes de la tortilla para que tenga mejor pinta.

En 2 o 3 minutos la tortilla estará lista.

CONSEJOS

Para los que como a mi no les guste que la tortilla tenga cebolla, podéis seguir la receta igual pero os saltáis los pasos de la cebolla.

Si al huevo le añades un chorrito de leche y una cucharadita de levadura la tortilla quedará más esponjosa. Y si también le pones una cucharada de perejil picado parecerá que la ha cocinado el mismísimo Arguiñano.

Si al darle la vuelta se te rompe la tortilla, no tienes que tirarla. Lo devuelves a la sartén, lo mezclas con una cuchara de palo y en vez de tortilla tendrás un revuelto de patata y huevo.